No te quedes con la curiosidad

La historia del diario continúa en...

lunes, febrero 28, 2011

28 de Febrero


Basta de discriminación y prejuicios falsos históricamente aprehendidos, basta de estupidez generalizada y de incultura. Andalucía es rica, libre y luchadora, un hervidero de cultura y mezcla de sabidurías desde que hubo hombres y mujeres viviendo en esta península. Me siento mucho más andaluza que española, porque Andalucía no es patria, no es nación, es familia y es amor, es un ejemplo de resistencia con todo el peso de la humillación y la ignorancia de nuestros caciques.
En mi carrera, Filología Hispánica, nos enseñan casi todo lo que hay que saber de la lengua, pero también aprendo mucho más. Estoy aprendiendo a respetar todas y cada una de las variantes de este idioma tan rico y antiguo como es el español (ojo, español, que es la manera correcta de decirlo, y no castellano, que no es más que la variante de Castilla)
Que esta lengua no es propiedad de la España meridional y un préstamo para todas las demás zonas, y hablo también de América, sino que todas las formas de hablarlo son válidas y legítimas, cada una con su acento y su jerga, porque todos provenimos de la misma madre latina, y cada uno ha tenido sus influencias.
Aquí, en Andalucía, tenemos una de las variantes más ricas de este país, junto con el murciano y el canario, y no hablo del gallego, el bable, el catalán, o el valenciano porque esos son dialectos del latín directamente, y constituyen algunos otra lengua.
La incultura, la vagancia, la despreocupación y la inconsciencia que son nuestros estigmas como andaluces, no son más que falacias que arrastramos sobre las espaldas desde hace siglos.
Lo más triste de todo esto, es que nosotros mismos nos las creemos. El 80% de universitarios cree que habla mal, que su acento es sinónimo de cateto y de pueblerino (como si esto fuera un defecto). ¡Nada más lejos de la realidad!
Nuestro acento es una consecuencia lógica de nuestra herencia cultural, nuestros sonidos fónicos son directamente influencia del árabe, cuya presencia se mantuvo aquí durante siglos más que en el resto de España en la Reconquista.
Nuestra jerga es rica en matices, en vocabulario, en comunicación.
Porque la comunciación no falla entre dos andaluces, y mientras haya comunicación, que es la misión del lenguaje más primaria, es un lenguaje válido.
Pero es que además, somos un pueblo de lucha constante, porque hemos tenido que vivir durante siglos con estas cruces, y aun así sobresalimos en muchísimos ámbitos y somos reconocidos (a veces).
Pocas cosas me ponen más triste que el andaluz que tiene que disimular su acento para trabajar en los medios, o que reniega de su procedencia para sentirse aceptado (de estos me los cruzo cada día).
Vuestra adversión al flamenco, y a la cultura andaluza, no es más que un trauma, una inseguridad producida por un ataque mediático y social continuo desde que naces.
El andaluz sólo sirve para ser el payaso de la serie.
Esta situación está cambiando poco a poco, pero aún queda muchísimo por hacer.
Y todo esto, se puede aplicar en gran medida a la América hispanohablante, desde Estados Unidos (que es el segundo país donde más español se habla, después de España) hasta la punta de Chile.
Basta de discriminación por lenguaje, por procedencia. Basta de tópicos, y de marcas. El orgullo nace de la consecución de algo por propios méritos o por admiración, así que estar orgulloso de haber nacido en un lugar es simplemente incoherente, pero puedes estar orgulloso de lo que tu tierra ha hecho a lo largo de la histora... y eso no implica despreciar las demás.
Acabo ya, diciéndoos que la verdadera libertad mental viene cuando eres capaz de apreciar el alma de una cultura en cada ciudad que pisas del mundo, y tendemos a despreciar lo conocido en comparación con las maravillas del resto.
Yo os invito a caminar por vuestro pueblo y vuestra capital como lo haría un arqueólogo o un historiador extranjero. Hablad con las personas mayores, que os cuenten historias, que os cuenten Historia. Respirad el espíritu de millones y millones de luchadores que cada día desde que esta tierra está habitada han luchado por hacerla rica y poderosa, y los millones que han sufrido la opresión y han muerto bajo el yugo del fascismo y la pobreza.
Nuestra economía ha estado siempre basada en la agricultura, eso no nos hace menos sabios, sino más explotados.
Ahora colgaré un poema que escribí para mi abuelo, porque no puedo publicar nada de lo que él ha escrito, pero dejaré claro que para mi, es la representación de Andalucía, su exponente más auténtico, ya explicaré por qué.
Aquí os dejo un compilado de documentos interesantes: una reflexión sobre los andaluces, unos cuantos temas imprescindibles, y un par de artículos necesarios.

http://www.youtube.com/watch?v=aBjy1U3v1bE

http://www.youtube.com/watch?v=okcji1OhS2Y&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=okcji1OhS2Y&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=3IlAaXwWm14&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=Cu2XfbsZSNk&playnext=1&list=PL04D9F93F42218A02

http://www.youtube.com/watch?v=jLSEIpSuOVg

http://www.youtube.com/watch?v=qaSlgiF4DxA&feature=related

http://www.youtube.com/watch?v=1ZF6fHU-zEY

http://www.youtube.com/watch?v=UnejUWRam-0

http://www.youtube.com/watch?v=vvONbo3GVho

http://www.youtube.com/watch?v=CxU6KwE-Tg8

http://www.elplural.com/andalucia/detail.php?id=28134

http://ahaztuak1936-1977.blogspot.com/2009/04/ocurrio-en-andalucia.html


Feliz día a todos, en cualquier parte del mundo, de cualquier nacionalidad y cultura.






http://www.facebook.com/notes/su-majestad/28-de-febrero/193339374019930

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada